• Gabriela Ortiz-Monasterio

EL PRIVILEGIO DE CUIDAR LA VIDA


¡Que maravillosa experiencia es el cuidar tu propio jardín, sembrar plantas y cultivar tu propio huerto! No es fácil describir con palabras la sensación de alegría que siento al ver lo que hemos logrado en estos últimos 5 años de cuidar y construir este amoroso espacio, al ponernos al servicio de la Vida.

Erik y yo siempre soñamos con tener un jardín y un huerto. Cuando nos mudamos a esta casa, empezamos a sembrar muchas plantas en macetas, pensando que estaríamos aquí un tiempo solamente y queríamos llevarlas con nosotros después. Pero luego decidimos que aunque fuera un espacio rentado y pequeño, aprenderíamos en el proceso de cómo cuidar plantas adecuadamente y finalmente estaríamos dejando un legado al transformar el espacio y llenarlo de vida.

Así que empezamos a sembrar todo directamente en la tierra, construimos un espacio de huerto elevado y lo llenamos con todos los árboles frutales que nos permitió el tamaño del jardín. Así que ahora tenemos un árbol de granadas, dos manzanos, un árbol de injertos múltiples que da chabacanos, ciruelas, duraznos y nectarinas, un toronjo y un limonero. No tenemos más porque simplemente no cabrían.

Desde luego solo usamos métodos orgánicos, nada de pesticidas ni herbicidas y vemos como este pequeño espacio, se ha convertido en un paraíso para las abejas que vuelan felices alrededor de las plantas de lavanda y la vida ha regresado poco a poco, pues en donde quiera que escarbemos encontramos lombrices, un montón de insectos y también hongos, que son una gran señal de que la diversidad de vida abunda.

La experiencia y el conocimiento que hemos adquirido en este proceso, además del placer de hacerlo, ha sido algo maravilloso. Descubrir le belleza de las flores amarillas de los nopales, por ejemplo, después de casi cinco años de verlos crecer a partir de dos pequeñas pencas que me regalaron, es un deleite a los sentidos. Cuidar la Vida es algo que nos mantiene anclados en el presente, sintiendo que estamos colaborando con nuestro granito de arena en la transformación que necesita nuestro planeta para evitar la destrucción y para la sobrevivencia de nuestra especie.


52 vistas

© 2023 por NÓMADA EN EL CAMINO. Creado con Wix.com

  • Icono social LinkedIn
  • YouTube
  • b-facebook
  • Twitter Round
  • Instagram Black Round
  • Facebook
  • YouTube
  • Pinterest
  • Instagram
  • Icono social LinkedIn